Mapa Videntes Mensajes Peregrinaciones Programa Info Parroquia Links
Noticias
Comentarios de mensajes
Bibliografía y Oraciones
Comunidad de las Bienaventuranzas
Encuentos y Visitas
Clero y Testimonios
Datos Útiles
Fotos
Otros Santuarios
Cenáculo
Newsletters

Comunidad de las Bienaventuranzas

Sor Vicky

1ra. visita de Sor Vicky a Buenos Aires 

“Muchas gracias por haber respondido al llamado”
 
Con la alegría de la misión cumplida, no podemos dejar de agradecer. 
Agradecer especialmente a la Comunidad de las Bienaventuranzas que autorizó el viaje de Sor Vicky a la Argentina y confió en nosotros.
Agradecer al grupo de voluntarias/os que con gran amor a Jesús y María, y en el anonimato, se abocaron a organizar los varios encuentros y su estadía en Buenos Aires.
Agradecer a las parroquias y los colegios que generosamente abrieron sus puertas, con el resultado de que casi 3.500 personas pudieron escucharla.
Agradecer a los conjuntos musicales y vocales que animaron tan piadosa y alegremente las reuniones.
Agradecer a quienes con sus donaciones y/o colectas ayudaron a solventar los gastos incurridos por esta visita.
Agradecer a los que se sintieron llamados a escucharla.

Llevó años concretar este proyecto y nos sentimos muy felices por este regalo del Cielo. 
Como todos habremos podido comprobar, Sor Vicky tiene el don de la palabra, un conocimiento admirable de los textos bíblicos y un amor inmenso a Jesús. Y quedamos embriagados del amor que nos brindó.

Su delicado estado de salud y las indicaciones médicas no le permitieron conceder entrevistas privadas, como muchas veces lo ha hecho en Medjugorje, y como seguramente lo hubiera querido hacer aquí. Esperamos que sabrán comprender quienes tenían la ilusión o la necesidad de una charla con ella. 

Nuestro compromiso, tanto con su comunidad como con sus médicos, fue cuidarla y protegerla durante su permanencia en nuestro país.
Sor Vicky llegó perfectamente bien a Lima y, luego de un merecido descanso, se encuentra abocada a su nueva misión en su país.
Ella siempre ha estado muy unida en oración con los argentinos, y luego de su visita se forjó una verdadera comunión de corazones.
Queremos agradecer nuevamente la participación de todos, con el convencimiento de que muchos serán los frutos de estos encuentros.
Los saluda afectuosamente, unido en oración.
Juan Carlos Escudero


Que la Sagrada Familia y la Corte Celestial, les prodiga toda clase de BIEN, DE GRACIAS Y BENDICIONES y que ellas perduren a través del nuevo año.
Permítanme decirles con cariño: PERDON, perdón a cada uno de los que no pude recibir personalmente para compartir, como me habría encantado. Les ruego de corazón, ofrecerlo.
No dudo que tendremos una nueva ocasión de vernos y que nuestra querida
Gospa, obtendrá de su Hijo JESUS, el tiempo suficiente para poder hacerlo a gusto.
El tiempo que me permitió Dios estar entre ustedes, en vuestro bello país, fue breve y limitado.
Creo con sinceridad, que fue lo que EL dispuso para Argentina en estos momentos.
Estoy convencida que el Señor mismo, a través de nuestra Madre los bendijo y los seguirá bendiciendo mucho más de lo que le han pedido y mucho más de lo que han imaginado (Efesios 3, 18-20). Vuestra generosidad será ampliamente recompensada. Dios que es Tierno y Bondadosos, rico en Misericordia, ha leído, lee y leerá en vuestros corazones todo lo que habrían deseado compartir conmigo. No me cabe la menor duda que ha escuchado vuestros ruegos y súplicas y les concederá el deseo de vuestros corazones (Salmo 37, 1-5).
Les abraza cariñosamente y sigue orando sin cesar por todas vuestras intenciones, vuestra hermanita,
Victoria de Jesús (Vicky)

 
Permítanme decirles, con todo cariño: PERDON,





Queridos hermanos en Cristo,

Muchos argentinos que hemos peregrinado a Medjugorje hemos conocido y compartido una charla con sor Vicky de la Comunidad de las Bienaventuranzas.
Su inmenso Amor por Cristo, su conocimiento y manejo de la Biblia hace siempre que sus palabras nos lleguen al corazón. Quedamos reconfortados, convencidos de que la oración es la fuerza que necesitamos para vivir en el AMOR y en PAZ.
Durante años le expresamos nuestro propósito de invitarla a la Argentina, para poder compartirla con nuestros familiares, amigos e integrantes de nuestras comunidades.
Hoy sor Vicky tiene la autorizacion de su Comunidad para viajar a nuestro pais y la vigencia de nuestra invitación.

Queremos que muchos puedan enriquecerse con su presencia y palabra, ella misma nos escribe " Argentina necesita la unión de corazones. Nuestra querida Gospa y el Señor son de todos y sor Vicky tambien.
Pretendemos lograr reuniones de Comunión, Solidaridad y Unidad en el Amor de Cristo y nuestra Madre Celestial".
Estará en Buenos Aires entre el 8 y el 12 de diciembre y vea a continuación el programa.
Todos sabemos de su delicada salud, por lo que comprenderán que no podra conceder entrevistas privadas, por el escaso tiempo de su visita y también porque debe repartir su dia entre la programación y su tiempo de oración y descanso.
Les pedimos hagan circular esta invitación que esta abierta a toda persona que quiera escucharla.
Muchas gracias. 
Los saludamos afectuosamente,
 
Coordinación General a cargo de Juan Carlos Escudero



Sor Victoria de Jesús, llamada cariñosamente “sor Vicky”, nació en el Perú y pertenece a la Comunidad de las Bienaventuranzas desde hace casi 15 años. Ingresó a la Comunidad en Lima, siendo luego trasladada a Francia. Allí se encargó de la traducción, del francés al español, del libro “Retiro de Consagración y Carta” (manual para el retiro de 33 días de preparación para la consagración a la Santísima Trinidad por medio de María) del Hermano Ephraïm. Desde hace 7 años vive en Medjugorje donde brinda apoyo espiritual a innumerables peregrinos.
La Comunidad de las Bienaventuranzas fue fundada en 1973 por Gérard Croissant, casado, hoy día Hermano Ephraïm, diácono permanente.
Las Bienaventuranzas surgen de la corriente de la Renovación Carismática y forman parte de las "Nuevas Comunidades" nacidas tras el Concilio Vaticano II. Está presente en 32 países y cuenta con 46 casas en Europa, 11 en Africa, 7 en Asia, 3 en América Latina, 3 en América del Norte, 2 en Oceanía y 3 en Oriente Medio.
Tomando en cuenta el crecimiento de la Comunidad de las Bienaventuranzas, la Santa Sede ha reconocido oficialmente esta nueva realidad eclesial, el 8 de diciembre de 2002, como una «Asociación Privada Internacional de Fieles de Derecho Pontificio con Personalidad Jurídica”.

La Comunidad de las Bienaventuranzas está fuertemente impregnada del deseo de hacer de la vida presente, a través de la alabanza, la belleza de la liturgia y la vida fraterna, una anticipación del Reino venidero. En un espíritu de castidad, cohabitan los diferentes estados de vida: familias con niños, sacerdotes, hermanos y hermanas célibes, consagrados. La vocación de la Comunidad no es otra que un llamado a ser verdaderamente pueblo de Dios aspirando a la vida trinitaria y, como Teresita del Niño Jesús que lo eligió todo, se sitúa en el corazón mismo de la Iglesia para ser el amor.
La vida de la Comunidad se caracteriza también por una apertura a los carismas y los dones del Espíritu Santo y así participa en la renovación de la Iglesia. Su interés específico por las raíces hebraicas de nuestra fe católica da un lugar especial a la oración para la unidad de los cristianos. Y se distingue por la importancia que da a la pobreza vivida como un abandono total a la Providencia, en la disponibilidad de estar presente a todo tipo de pobreza de nuestro tiempo.